Inicio > sesión fotográfica > Atropellando ángeles, gentes envenenadas

Atropellando ángeles, gentes envenenadas

Atropellando ángeles; gentes envenenadas

Atropellando ángeles, gentes envenenadas

Modelo y maquillaje: Andrea Navarrete

Volvemos de nuevo a las sesiones fetish que tanto me gustan; en esta ocasión con Andrea Navarrete, una modelo dulce y con la que ha sido un placer trabajar.

La idea era presentar un personaje que rezumara poder, con cierto aire de tiranía, darle a su vez un matiz erótico, y que transmitiera un pasado irrecuperable, tal vez inmoral, doloroso, o inmerecido. Jugamos con algunos elementos icónicos como una gorra militar que emula las de los nazis de la Segunda Guerra Mundial y con una muñequita, para inducir al espectador a preguntarse hacia dónde nos lleva el personaje, aparentemente amoral, pero tal vez frágil hasta el punto de refugiarse en un mundo infantil y onírico.

Para la sesión conté con “Dave cuerdablanca”, experto en Shibari, que se encargó de las ataduras.  Dave nos comentaba que hay personas que precisamente experimentan una liberación absoluta al ser atadas y perder el control de lo que sucede a su alrededor. ¿Sería este el motivo por el que este personaje aparece atado? ¿Busca una liberación interior? Dejo esta reflexión al espectador.

Al principio pensé en realizar la sesión en estudio, pero la sentencia de Roland Barthes “cada fotografía es una aventura” estaba continuamente en mi cabeza, e hizo que me decidiera a abandonar la “seguridad” del estudio para alquilar una pensión y crear así un entorno subjetivo, pero creíble, que complementara al personaje. Además así podía crear mejor la historia al estilo que me gusta, presentando un personaje desde fuera para ir ahondando en su interior según nos acercamos con él y le acompañamos.

Técnicamente usé un flash con una ventana en exteriores para dar más volumen y presencia a la modelo en la calle, equilibrándolo con la luz ambiente. En interiores comenzamos con un esquema de dos flashes para la zona más interior de la habitación, para luego quedarnos con uno solo a 30º cuando colocamos a la modelo más cerca de la ventana.

“Atropellando ángeles, gentes envenenadas” surge del poema de Jaime SabinesEl mediodía en la calle“, en el que me inspiré para crear el personaje y dar título a la sesión.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: